jueves, 16 de junio de 2011

Acerca del mural del patio: organizando nuestra bronca pero sumándole nuestra cuota de sueño y esperanza

 
El mural realizado la semana pasada por la agrupación La Cámpora ha puesto en debate el uso que los y las estudiantes hacemos de los espacios que nos son comunes y públicos: cómo decidimos, cómo debatimos, cómo construimos colectivamente.

Desde nuestro punto de vista, a los militantes de La Cámpora poco le importaron y poco le importan estos debates, como queda en evidencia al haber hecho un mural partidario en un espacio común en el que ninguna fuerza politica de la facultad lo hace. Ya lo hemos señalado en un comunicado anterior: no es un problema de censura sino de orquestación, un intento de victimizarse en la supuesta defensa de un mural que fue hecho con esos fines.

Desde La Juntada, como frente político y también como conducción del CEFyL, ya hemos señalado en la última asamblea estudiantil la importancia de no caer en este juego, mocionando específicamente no tapar el mural, ni escracharlo, sino realizar otros murales contiguos que de algún modo discutieran y expresaran las razones por las que no formamos parte del kirchnerismo. Señalamos una vez más la imperiosa necesidad de no caer en este juego. Lo hemos sostenido en la asamblea, y lo volvemos a afirmar: La Cámpora buscan un enfrentamiento payaso y posar de censurados a la vista de todos los estudiantes para presentarse como las víctimas de una especie de persecución política.

Sabemos muy bien que buscan eso, sencillamente, porque es la única forma en la que saben hacer política: no los vemos militar, no los vemos debatir, no los vemos ni en las comisiones ni en las asambleas, ni en las marchas educativas, ni en los cursos. No les demos el gusto compañeros. No caigamos en sus provocaciones que necesitan de nuestra bronca pero no de nuestra razón. Ya hemos leído su casi “épico” llamado a la defensa del mural.

En este contexto, una intervención directa sobre el mural significaría un enfrentamiento estúpido al que no estamos dispuestos a someter al movimiento estudiantil, porque creemos que esto es lo peor de la política, es lo que la hace expulsiva.

Estamos convencidos de que al kirchnerismo hay que darle el debate político, sí, por supuesto. Y por eso pusimos el cuerpo repetidas veces, como en la fraudulenta asamblea universitaria en la que la Franja y los oficialistas no dudaron en "articular" para gasearnos, por eso en Sociales durante el estudiantazo tomamos el Ministerio de Educación hasta que obtuvimos la victoria, por eso vamos a estar este año una vez más en el Puente Pueyrredón denunciando la responsabilidad política de funcionarios reciclados, y estaremos poniendo el cuerpo en cada una de las luchas de nuestro pueblo por sus derechos y sus necesidades.

Pero seamos inteligentes en esta parada. No creemos que sea fortalecedor para el movimiento estudiantil generar ridículos climas de violencia por un pedazo de pared. Estamos convencidos de que la clave es seguir construyendo poder popular, desde abajo y a la izquierda, organizando nuestra bronca pero sumándole nuestra cuota de sueño y esperanza. Asi podremos construir una universidad que, como decía el Che,"se pinte de negro, que se pinte de mulato, no sólo entre los alumnos, sino también entre los profesores; que se pinte de obrero y de campesino, que se pinte de pueblo".

3 comentarios:

lasombradefilo dijo...

me parece muy correcta su posicion. el fup juega a ser la wanda nara de filo, golpeando y luego haciendose la victima. evidentemente, hacen eso porque es la unica manera que tienen de llamar la atencion, pues no tienen planes para el centro, no tienen fuerza de debate y sus argumentos hacen agua por todos lados. me siento representado por su postura.

Camilo de Historia dijo...

Yo concuerdo perfectamente con ustedes, pero en definitiva el mural se va a tapar o "intervenir". Esta perfecto que se posicionen por fuera de este debate y entendiendo que la campora no puede ser invisible en la facultad y de repente hacer un mural pretender que no pase nada. Pero por otro lado tenemos que entender que esta asamblea que ahora decidió intervenir el mural no representa a nadie, que solo de los deja hablar a los troskos y que no tiene la mas mínima intención de ser inclusiva, por lo cual, se terminan aprobando este tipo de medidas autoritarias que no ayudan a construir en nada sino todo lo contrario, destruyen y frenan el impulso de un momento estudiantil que quiere salir a la luz y no se lo deja.
Hay que terminar y arrancar de raiz las practicas del PO en estos espacios de participación, de lo contrario, cada vez seremos menos.

,.,.,.,., dijo...

pero si lo habian autorizado!!!!!!!!!!!!!falsos